Eran las 4 de la mañana. Apenas y era Domingo y el punto de reunión era el mismo de siempre. Esta vez, el destino era Tolantongo, en el estado de Hidalgo. Las horas de viaje fueron suficientes para poder dormir y así despertar para disfrutar el día.

Al llegar, la vista fue espectacular. Estuvimos rodeados totalmente de naturaleza y todo pintaba para que el día fuera idóneo para una buena experiencia. Una vez dentro del verdadero Tolantongo, cada quien fue libre de programar sus actividades según sus preferencias.

tolantongo

Experimentar la cascada y las grutas por primera vez es algo verdaderamente recomendable, el contraste entre agua fría y agua caliente es algo reconfortante.

Existen dos maneras de llegar a las pozas: Se puede pagar por un transporte que te lleve hacia ellas de forma rápida o puedes elegir llegar a pie a través del puente colgante, al caminar sobre el cerro.

El río también es algo que vale la pena experimentar con su agua tibia en un azul turquesa impresionante. Las pozas son el lugar idóneo para relajarte y capturar la foto perfecta con un asombroso paisaje de fondo.

laia

Sin darse cuenta, llega la hora de partir, pues aún faltaba una parada por hacer: los pastes; una comida típica que se encuentra a pie de carretera.

Después de unas horas de viaje, por fin regresamos a Puebla. Eran las 11:45 y así finalizó esta gran experiencia.

¿Te gustaría vivirla? Da click aquí.

Fotos cortesía de WOW México y Travel and Leisure

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s